viernes, 7 de diciembre de 2012

MURIÓ Y RESUCITÓ A LAS DOS SEMANAS, POR OBRA Y GRACIA DE WINDOWS8

Pues sí, fue cumplirse los dos años de garantía y empezar a darme problemas (toshiba es lo que tiene) pero es que degeneró de una manera que a los dos años  y tres meses ya ni siquiera arrancaba... Así que haciendo de tripas corazón, le saque el disco duro y he tenido que comprarme uno nuevo... Ahora es un sindiós, el disco duro por un lado, el puto Windows 8 (no me gusta nada, parece la interfaz de un móvil, pero con publicidad cada vez que abres una pantalla, tiene un orden raro, es incómodo de manejar... ya lo seguiré poniendo a parir cuando tenga más confianza, que lo haya tratado más), que tengo que instalarle todo y aprender a moverme por el ordenador nuevo... en pleno puente y con un huevo de trabajos que entregar jajaja la cosa promete ;-)

No hay comentarios: